9 razones por las que fallas en la vida y qué hacer

9 razones por las que fallas en la vida y qué hacer

Si tu vida no está donde esperaba que esté, entonces hay muchas razones así que hoy voy a explorar algunas de ellas contigo para que puedas tener claro qué es lo que te detiene y tomar mejores decisiones.

Una vez que hayamos descubierto dónde están tus puntos débiles, es hora de que trabajes en ti mismo.

Es hora de hacer algunos avances y comprometerse con algunos pasos pequeños cada día para cambiar tu vida.

Te puede interesar:


No has enfrentado un miedo dominante

Hay un solo miedo que te detiene más que cualquier otra cosa. Ya sabes cuál es ese miedo y, a menos que tomes la decisión de enfrentarlo, no tendrás éxito al nivel que te satisfaga.

Golpea ese maldito miedo en la cara y experimentarás un subidón del que es muy difícil bajar.

Todas tus barreras de repente no parecerán demasiado aterradoras después de todo.

Vamos, hagamos esto.

Debes plantearte en este punto a crear nuevos hábitos. No te empujes demasiado en un principio y plantéate pequeñas tareas para que poco a poco adquieras la confianza necesaria para superarlas.

Por ejemplo, si te es dificil acercarte a otras personas entonces puedes plantearte en un principio pedir una información a un extraño en la calle. Mira y evalúa cómo te has sentido. Luego plantéate preguntar algo (como la dirección exacta de un lugar conocido) y luego cruza unas pocas palabras con la otra persona.

Después te puedes plantear tareas cada vez más complejas.

Te darás cuenta que se te va haciendo cada vez más fácil.

Por cierto, ¿sabes lo que son las metas SMART para establecer objetivos y conseguir resultados?

No te motiva nada


Si estás viviendo tu vida y no estás motivado/a o inspirado/a por una sola cosa, entonces tienes problemas.

Es necesario que haya algo que envíe escalofríos por la columna vertebral y te motive. Todos tenemos esto en nuestra vida, pero muchos de nosotros nunca nos hemos detenido a pensar en qué causa estos momentos de piel de gallina.

Encuentra algo que te emocione y que te encante hacer.

Prueba todo si es necesario (dentro de lo saludable y usando el sentido común), simplemente no pares hasta que descubras algo que te motive.

Dejas que fuerzas externas te controlen

¿Tu jefe te dice qué hacer todos los días? ¿Tu vida está controlada por las facturas que tienes que pagar e hipoteca?

Estos factores externos afectarán tu éxito si permites que todos los demás te digan lo que debería ser más importante para ti.

Todos tenemos facturas que pagar y la necesidad de generar ingresos, pero no dejes que eso se apodere de toda tu vida.

Cedes a la tentación

¿Eres una de esas personas que el viernes por la noche se ahogan en pizza y cerveza para intentar ser felices?

Deja de ceder a tus tentaciones todo el tiempo y ten un poco de disciplina.

No puedes tener la vida de un millonario si dejas que pequeños placeres simples te saquen del juego principal.

Los especialistas en marketing son expertos en tentarnos con productos que no necesitamos y, a menos que nos demos cuenta de sus trucos y aprendamos a decir que no, todos seguiremos fallando juntos en la vida.

Escuchas a cualquiera con sus opiniones


Un amigo mío me dijo una vez: “Tim, las opiniones son como un ** agujero, todos tienen uno”.

Mi amigo tiene razón, todos tenemos una opinión sobre cada tema, pero eso no significa que sea valiosa.

Las personas siempre te dirán lo que piensan que debes hacer, pero no eres tú.

Sí, puedes escuchar el consejo de otros, pero solo asegúrate de tomar tus propias decisiones y no confíes en que los demás te digan qué hacer.

Eres un vago


Salir de la cama es la primera señal cada mañana de que estás en la cima de tu juego o que eres tan flojo como un elefante el domingo por la mañana.

La acción es lo que te ayudará a tener éxito en la vida.

Si no puedes estar lleno levantándote y teniendo una oportunidad, entonces nunca llegarás a ninguna parte.

Es hora de levantarte de su trasero y dedicar las horas a tus objetivos personales y profesionales.

Es hora de trabajar cinco veces más duro de lo que es actualmente y de encontrar una nueva inspiración.

Tu inspiración.

Continuamente humillas a otras personas


Lo más fácil del mundo es criticar a las personas por algo que están haciendo.

Ve a cualquier juego deportivo importante, y verás a muchas personas gritando a los jugadores y diciéndoles lo malos que son en su deporte elegido.

Bajar a las personas es una forma fantástica de fallar en la vida.

Olvídate de lo que hacen los demás y concéntrate en cómo puedes ser mejor en la vida.

En lugar de derribar a las personas y decirles todas las cosas por las que son horribles, intenta darles un poco de inspiración y honrar su trabajo.

El objetivo del juego es formar a las personas y encontrar formas de darles una respuesta constructiva que los ayude.

Te despiertas muy tarde


Un rasgo de las personas ultra exitosas es que generalmente se despiertan muy temprano.

El tiempo promedio que he medido es a las 5 am. Cuanto antes te levantes, más rápido podrás comenzar tu día y más tiempo tendrás para completar tu lista de tareas.

Dormir hasta tarde (desperdiciando tu tiempo) está perjudicando tu éxito.

Crees que ya tienes éxito


Así que eres uno de esos que ya piensa “tienen éxito”.

Es posible que tengas el auto elegante, pero eso no te hace exitoso.

Lo que te detiene es que crees que ya lo has logrado todo.

No lo has hecho, probablemente.

Descansa tu ego. Todavía hay mucho más que aprender.

Nota personal: Ningún éxito será capaz de sustituir el fracaso en la familia (debes hacer un equilibrio, pero ese equilibrio debe ayudarte a que tengas el tiempo para trabajar en tus objetivos sin descuidar a la familia, así te tardes mucho más tiempo del planeado).

Post original: Razones por las que fallas en la vida

Otro aporte:

Luis Prado

Consultor Laboral y Desarrollo Profesional. Asesor de Marca Personal para Directivos, Especialistas y Consultores. Formador en 𝗟𝗶𝗻𝗸𝗲𝗱𝗜🅽 para EMPRESAS y Linkedin Social Selling